Banderas blancas que no son de paz…

4
693

…son de hambre. No es esa que flamea allá arriba en Villa María del Triunfo, mientras quienes la hicieron ondear, luego se sentaron miserablemente a libar. Infelices.

Hoy hablamos de esos auténticos trapos blancos que reflejan la extrema pobreza y hambre, reconocido ya por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal). Un tema grave que, estando en pleno siglo XXI nos remonta al siglo XIV, con consecuencias devastadoras para los que menos tienen y ya están saliendo a no morir en sus casas.

Es lo que trae la pandemia del coronavirus Covid-19, con terroríficas cifras que antes de su llegada ya se sabía, pero hoy de manera cruda, desnuda, desgarra y mata… de hambre, obligándolos a salir. Convirtiéndose esto en la peor crisis humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial.

Una crisis que afecta a todas las fuerzas de trabajo, en todos los estados, en todos los gobiernos de Latinoamérica. Con personas en extrema pobreza que seguirán multiplicándose. Catástrofe tal, que obliga a los países de la región a echar mano de todas sus capacidades, haciendo esfuerzos bajo reglas nuevas.

Por eso, para Julio Berdegué -representante regional América Latina y el Caribe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO)- es clave mantener la agricultura viva, mantener el flujo internacional de comercio funcionando bien, siendo esencial que funcionen los mercados, cuidando la salud de quienes allí ejercen, así como es vital la salud de los trabajadores en los hospitales.

Pero ojo ¿y la alimentación escolar? “Hay 80 millones de niños que todos los días comían en sus escuelas. Se cerraron las escuelas ¿y esos niños? Para 10 millones de ellos esa era su alimentación principal. No les podemos cerrar la alimentación a ellos. De ser así, estamos realmente complicados”, manifiesta el representante de la FAO.

Nosotros nos despedimos con una pregunta que nos late las 24 horas, que nos anuda la garganta y humedece los ojos… ¿hoy qué comen esos niños?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí